Qué es un buyer persona y cómo definirlo en una estrategia digital

mujer trabajando en su laptop

Para lograr tus objetivos de ventas debes saber perfectamente quiénes son tus usuarios potenciales ¿Cierto? De lo contrario, estarías enfocando tu estrategia digital a varios segmentos sin siquiera saber a quién exactamente deseas venderle. Y mucho menos, sabrás quiénes realmente están interesados en tus productos.

Por eso, definir el buyer persona es uno de los factores esenciales en una estrategia de marketing digital. Pues de él depende que orientes tus esfuerzos y acciones al lugar correcto y en el momento correcto.

Hoy, queremos comentarme más de este término y ayudarte a definir el buyer persona de tu empresa.

¿Qué es un buyer persona?

Es una representación ficticia del cliente ideal de una marca. Pero considerando información real y actualizada sobre la audiencia objetivo. A fin de crear un arquetipo exacto del usuario potencial al cual debemos enfocar nuestros productos y/o servicios.

De esta forma, la información recolectada debe corresponder a los objetivos de la estrategia digital. Por eso, debe ajustarse a los siguientes grupos:

  • Personal: gustos, intereses, marcas que sigue, personas que influencian sus decisiones, qué le hace feliz, qué motivaciones tiene, cuáles son sus necesidades concretas…
  • Comportamiento online: qué redes sociales utiliza, con qué frecuencia hace compras online (de hacerlas), qué tipo de productos compra vía online, qué plataformas utiliza para buscar información, cuáles son las palabras claves que frecuenta, cuáles son sus horarios de navegar en la web…
  • Relación con nuestra marca: desde hace cuánto tiempo nos compra, por cuál vía llegó a nuestros productos, qué interacción tiene con la marca, cuáles han sido sus comentarios…

Básicamente, se trata de comprender a nuestros clientes, a fin de proporcionarles realmente lo que les interesa.

Consejos para definir un buyer persona en una estrategia digital

Si bien toda estrategia digital debe ir orientada a un público en específico, mucho antes de diseñarse y planificarse se debe saber cuál es ese segmento potencial al cual se va a orientar. Sino será muy difícil que se logren los objetivos, pues se estaría orientado a grupos masivos que quizás no estén interesados en los productos y/o servicio de nuestra marca.

Por eso, considera los siguientes consejos a la hora de definir el buyer persona correcto:

Simplifica tu público objetivo

Una estrategia digital debe enfocarse a un grupo en concreto. Para ello, tienes que simplificar tu público objetivo. Por ejemplo, podrías orientarte a tu target de entre 20 a 30 años de edad. Luego, ubícale un nombre para diferenciarlo entre el resto de buyer personas que podrías establecer.

Establece su situación personal y profesional

¿Trabaja o estudia? ¿Es soltero, casado o viudo? ¿Tiene hijos? En este apartado debes crearle una vida a tu buyer persona. Es decir, indicar su profesión o trabajo, si tiene familia y de cuántos integrantes se trata. En sí, se trata de crear una idea general de quién es tu buyer persona ideal.

Define sus datos sociodemográficos

Primeramente, define su género, edad, dónde vive y a qué clase social pertenece. Luego, comienza a plantear su comportamiento online, es decir, formatos que suele consumir en la web, cuán frecuente es, atiende a las campañas de email, le gustan los artículos plasmados en el blog o prefiere otros contenidos…

Este es uno de los elementos claves para que tu estrategia digital tenga éxito, de esto dependerá que ofrezcas a tus usuarios exactamente lo que están buscando.

Establece sus objetivos y retos

¿Qué busca en la web y cuáles desafíos desea asumir? Este punto es vital para no ofrecer productos, servicios y/o contenidos alejados de sus posibilidades.

Fíjate en este sencillo ejemplo del perfil de un buyer persona:

Fuente: Pinterest.es

¿Dónde buscar la información para crear el buyer persona?

Recuerda que, pese a que se trata de una representación ficticia la información debe ser real y actualizada. Para ello, puedes hacer uso de herramientas como Google Analytics, formularios de registro o encuestas.

 

Una estrategia digital exitosa va de la mano con información verídica y en tiempo. ¡Conoce bien a tu buyer persona!